El prelado de la Orden de Malta, el ourensano Monseñor Luis Manuel Cuña, iniciará su Ministerio con una misa que tendrá mañana sábado 10 de febrero a las 11:00 horas en la Basílica de los Santos Bonifacio y Alessio en el Aventino en Roma, un día muy especial en el que contará con la presencia de nuestro Obispo, compañeros sacerdotes de nuestra Diócesis, familiares y amigos.

El Prelado, nombrado por el Papa, tiene su oficina en la sede central de la Orden de Malta, en Roma, y es el superior eclesiástico del clero de la Orden (94 Cardenales, 280 Obispos y 718 sacerdotes).

Actualmente, la Orden de Malta está presente en 120 países con proyectos médicos, sociales y humanitarios en favor de las personas vulnerables. Su misión principal es ayudar a las víctimas de conflictos armados y desastres naturales, ofreciendo asistencia médica, atendiendo a los refugiados y distribuyendo fármacos y material de supervivencia. En todo el mundo, la Orden de Malta defiende la dignidad del ser humano y la asistencia a los necesitados, sin distinción de procedencia o religión. No tiene ningún objetivo económico o político y no depende de ningún otro Estado o gobierno.

Precisamente, el domingo 21 enero, en la parroquia de San Pedro de Moreiras los feligreses participaron, con mucho cariño, en la Misa de despedida de su párroco.